lunes, 12 de octubre de 2009

Me cuesta tanto...


Entre el cielo y suelo hay algo
con tendencia a quedarse calvo
de tanto recordar,
Y ese algo, que soy yo mismo,
es un cuadro de bifrontismo que
solo da una faz.

La cara vista es un anuncio de Signal,
la cara oculta es la resulta
de mi idea genial de echarte...
Me cuesta tanto olvidarte...
Me cuesta tanto olvidarte...
Me cuesta tanto...

Olvidar quince mil encantos
es mucha sensatez;
y no sé si seré sensato,
lo que sé es que me cuesta un rato
hacer cosas sin querer.

Y aunque fuí yo quien decidió que ya no más
y no me cansé de jurarte que no habrá
segunda parte...
Me cuesta tanto olvidarte...
Me cuesta tanto olvidarte...
Me cuesta tanto...


(Letra de "Me cuesta tanto olvidarte", de Mecano. Y sí, me cuesta tanto, y más...).


No sé si te deseo porque te amo o te amo porque te deseo. Si es que te amo... porque el que te lo diga no quiere decir que este enamorada. Es sólo que lo pienso cuando te deseo, y de que te deseo, sí estoy segura. -- Luis Goytisolo (Placer Licuante)

Cómo te atreves a volverte tan real, cuando solo eres un fantasma en mí? -- Duran Duran (Out of my mind)

4 comentarios:

moni dijo...

cuesta, si, cuesta.

Maat dijo...

Y a veces parece que nunca será posible olvidar... ojalá se pueda...

Besos

Jesus Alejandro Sanchez dijo...

Me parece que lo cuesta no es olvidar a alguien, sino olvidar el sentimiento que alguna vez generó alguien en nosotros. Para mí, no se olvida... Cambia, se vuelve parte de nosotros, como una cicatriz. Seguimos siendo más sensibles en esos puntos, pero están allí y eventualmente dejamos de prestarle tanta atención. Si éso es olvidar... Pues entonces sí, cuesta... Pero el tiempo puede lograrlo.

Daniela. dijo...

Esa canción me gusta, MUCHO. Estoy totalmente de acuerdo con el comentario de Jesus Alejandro Sanchez. Nos cuesta olvidar, arrancarnos ese sentimiento que alguna vez no hizo tan felices.